La gran belleza de una perla de América central: Monstera Adansonii




La Monstera Adansonii procede de América central. En su hábitat natural crece bajo árboles de mayor tamaño, apoyada sobre otros troncos o raíces. Es una planta trepadora de raíces aéreas. Igual que el Potos, puede crecer anclada a un tutor o en cascada en alguna maceta elevada.

La Monstera Adansonii es de pequeño porte y su crecimiento es lento pero constante. Sus hojas nacen enteras y sólo al madurar aparecen sus característicos agujeros, desarrollados para resistir a los vientos tropicales.

Las cuidados que necesita la Monstera Adansonii son muy similares a las que demanda su prima hermana la Monstera Deliciosa pero requiere mayores niveles de humedad y agua. Tiene una característica que se da en muy pocas plantas: sus hojas están llenas de orificios. Es una planta muy «apañada» porque tiene un tamaño muy bueno para colocar en cualquier rincón y es muy robusta frente a las plagas. Ofrece una gran resistencia a los insectos, cochinilla y en general a los parásitos mata-plantas, lo que es un punto muy a su favor.

Los cuidados de la Monstera Adansonii no son difíciles pero si exigentes. Es decir, requiere cuidados diarios aunque muy básicos y sencillos.

Temperatura: 20-25 grados Iluminación: alta sin sol directo Riego: abundante en verano moderado en invierno Humedad: muy alta Abono: durante la primavera y verano

La Monstera Adansonii es originaria de las selvas de México por lo que no es de extrañar que necesite temperaturas cálidas para sobrevivir.

Se desarrollará bien siempre que la mantengas en torno a los 20 grados. En cuanto las temperaturas bajen de los 18 grados, corremos el riesgo de que pase frío lo que hará que su crecimiento se detenga y que incluso la planta pueda secarse por completo.

Como es muy sensible al frío te recomiendo que la cultives en interior para evitar sustos innecesarios.

Necesita mucha claridad y luz indirecta ya que los rayos del sol pueden quemar sus hojas. Mi Monstera Adansonii tiene manchas amarillas y negras que le han salido porque el sol les alcanzó cuando las tenía en la terraza.

Como es un planta tropical, necesita riegos abundantes en los meses de más calor y moderados durante el invierno.

Como sé que a veces es difícil saber qué se quiere decir con «riegos abundantes» te explico como riego a mi Monstera Adansonii:

En verano la riego una vez a la semana por inmersión. Cada dos días aproximadamente, vigilo la parte superficial del sustrato y si lo veo seo, lo humedezco con un pulverizador.

¿Por qué hago esto? Porque a la Monstera Adansonii le gusta mucho la humedad aunque no tanto estar encharcada. Por este motivo y también para evitar problemas de pudrición de raíces lo que hago es pulverizar la tierra para darle la humedad que necesita sin regarla en exceso.

En invierno reduzco el riego a una vez cada 10 días y la riego por arriba en vez de por inmersión. También espacio las pulverizaciones y en vez de humedecerle el sustrato todos los días como en verano, lo haga cada 4 o 5 días. Esto siempre en función del nivel de humedad que tenga la tierra. En invierno suele aguantar húmeda más días y ajusto las pulverizaciones a sus necesidades.

No suelo dedicar un apartado a la humedad pero en el caso de la Monstera Adansonii lo he creído conveniente.

En este punto se encuentra la clave del éxito para su cuidado. Esta planta requiere niveles de humedad muy altos y otorgárselos no es difícil pero si nos llevará tiempo.

¿Qué nos implica el que necesita una alta humedad? Básicamente supone que tendremos que pulverizarla diariamente durante los meses de más calor del año. Pulverizar sus hojas es necesario a no ser que vivas en un lugar con una humedad ambiental alta.

Si no tienes tiempo de pulverizar o quieres aportarle a tu Monstera Adansonii mayor humedad puedes recurrir a tres técnicas:

Utilizar un humidificador que ayuda a purificar el aire y a aumentar la humedad.

Colocar la planta sobre un plato de agua con guijarros o piedras de tal forma que la maceta no entre en contacto con el agua.

Ubicar la Monstera Adansonii cerca de otras plantas que requieran niveles de humedad altos para que así entre ellas generen un «microclima más húmedo»

Es conveniente abonar a la Monstera Adansonii durante su periodo de crecimiento que es en primavera y verano. Así le ayudaremos a crecer con más vitalidad y podremos disfrutar del nacimiento de hojas y tallos nuevos.

Te recomiendo que te decantes por un abono líquido para plantas verdes de los que se aplica junto al agua de riego. Ten cuidado con las proporciones y echa siempre menos cantidad de la que recomiendo el fabricante del producto.

6 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo